Blackberry Jam

Disco de la Audiencia
1106
SEZ-NAUS
Retales #3
Retales #3

FIESTA INSONORO

Nuestros amigos de Insonoro celebran un par de noches de fiesta y nos dan la oportunidad de ver en directo a Aphonnic, Marlenne, Saco Roto y Los Brazos. Nosotros pudimos acudir a la primera de las dos jornadas.

MARLENNE + APHONNIC

Insonoro es uno de los medios musicales independientes más prestigiosos del país y tenemos la suerte de tenerles aquí al lado y contarles entre nuestros amigos. Además de su frenética actividad dando a conocer discos, publicando fotos y vídeos y dando espacio en su sección de noticias a todo el que lo solicita también organizan fiestas concierto como las vividas este pasado fin de semana. Este año se han vuelto un poco locos y han programado dos días consecutivos de doble concierto, además de la fiesta con Hamlet el próximo doce de Mayo.

Por otro lado este fin de semana estuvo plagado de cosas interesantes, como últimamente y gracias al trabajo de mucha gente está empezando a ser habitual en Cantabria. Además del concierto por el que nosotros optamos tocaban entre otros Prima Nocte, Last Days of Eden, Aathma, Los Brazos, Saco Roto… Al final tuvimos que hacer un duro MARLENNE + APHONNICtrabajo de descarte y organización de agenda familiar y nos cuadró acercarnos el viernes al Black Bird,

La noche comenzó con Marlenne, que como ya sabéis es una banda solidísima y que se caracteriza por sonar como un bloque de hormigón. Estos últimos meses han estado trabajando precisamente en ese sentido, intentando llevar la mezcla total de la banda más controlada y de su mano. Utilizan ahora monitores in ear, emuladores de amplis y triggers para la batería. Sin embargo el resultado fue un poco decepcionante en ese sentido, bastante corto de graves y en general frio y deslocalizado. Sin entrar en discursiones puristas sobre si se puede o no prescindir de los amplificadores lo cierto es que Cuenca siempre ha tenido muy buen oído y estoy segurísimo de que sabe detrás de lo que se anda. Teniendo en cuenta, además, la opinión de los que han escuchado el potencial de este MARLENNE + APHONNICsistema en su local de ensayo. Es una apuesta arriesgada y les va a llevar trabajo tenerla controlada en todas las condiciones posibles, pero estoy seguro de que a la larga les va a dar el resultado que esperan. Por lo demás la ejecución fue tan correcta como de costumbre, aunque a ellos se les vio menos cómodos que en otras ocasiones, exceptuando a Cesar (Batería) que se las estaba gozando escuchando todo perfectamente por sus cascos.

A Aphonnic tenía muchísimas ganas de verles desde hará unos diez años. Para que te hagas idea les conocimos y les empezamos a pinchar en el programa a la vez que a BLOOD, de hecho sus discos nos llegaron juntos en el mismo sobre gracias a Zufo de AlfaOmega, que por aquel entonces era su manager. Recuerdo que dieron un concierto aquí junto a los míticos y tristemente desaparecidos Frontline (Ojalá se reuniesen algún día), que nos perdimosMARLENNE + APHONNICpor algún motivo. Recuerdo que escuché que había ido poca gente, pero también recuerdo leer comentarios muy positivos del directo de los gallegos. Y con esa espinita (y la difícil solución que pone la distancia, el underground y el precio de la gasolina) hemos vivido este tiempo. Os puedo decir que Aphonnic siempre ha sido un nombre encima de la mesa a la hora de pensar en bandas que molaría traer, pero por unas o por otras nunca lo habíamos hecho y tenemos que agradecer a Insonoro el poder haberles visto. Todas las expectativas se vieron cubiertas de largo. Sí que es cierto que el concierto empezó un poco frio porque realmente eramos unas 25 personas en la sala, pero al final acabamos todos muy dentro de su música y con la sensación de que una mano invisible estaba empujando nuestras cabezas adelante y atrás. Desde muy al principio han sido una gran banda, pero estos tres últimos álbumens (6 bajo par, Héroes e Indomables) les deberían haber consolidado ya hace tiempo como una de las bandas grandes de toda la península. El repertorio fue claramente in crescendo y se notó la experiencia de una banda muy rodada y que tiene pulido hasta el último detalle. Nos fuimos todxs muy contentos a casa y cargados de merchan, con el único cargo de conciencia de que pese a toda la brasa que hemos dado en la radio no haber conseguido arrastrar a un puñado más de peña a esta noche que seguramente tardará en repetirse por el tema de la distancia. Aunque bueno, nunca se sabe, se ha reforzado un lazo y han hecho un nido de público convencido que seguramente se encargarán de correr la voz para la próxima.

Crónica por Oskar Sánchez, fotos por Oskar Sánchez.

Enlace relacionado

Enlace relacionado

Enlace relacionado